La Geolocalización

Geolocalización

 

Saber donde estamos exactamente,  que se manejen estos datos de una manera tan sencilla entre nuestros dispositivos se a vuelto tan común.

 

Los humanos han mirado a los cielos para encontrar su camino desde la antigüedad. Los antiguos marineros usaban las constelaciones en el cielo nocturno para averiguar dónde estaban y adónde iban. Esto a cambiado hoy en día para nuestra suerte.

Hoy en día, todo lo que necesitamos es un receptor GPS de mano simple (abreviatura del Sistema de Posicionamiento Global) para averiguar exactamente dónde estamos en cualquier parte del mundo. Pero seguro se preguntaran…

¿y esto como trabaja?

Pues, la Geolocalización de IP es una protagonista de esto. La identificación de la ubicación geográfica de un dispositivo, como un teléfono móvil, dispositivo, computadora portátil, servidor, entre muchos otros, se puede ubicar mediante el uso de una dirección IP.

La geocodificación a menudo está relacionada con la geolocalización. Es un proceso de búsqueda de coordenadas geográficas asociadas (latitud y longitud) a partir de otros datos geográficos, como la ciudad o la dirección. Con las coordenadas geográficas, las características se pueden mapear e ingresar a los sistemas de información geográfica o GPS.

Esta fuente de datos de búsqueda de IP se puede encontrar en varias formas, por ejemplo, base de datos, archivos y servicios web, para que los usuarios creen las soluciones de geolocalización respectivamente.

Esta tecnología se usa ampliamente en firewalls, servidores de nombres de dominio, servidores de anuncios, enrutamiento, sistemas de correo, sitios web y otros sistemas automatizados donde la geolocalización puede ser útil.

Existen muchas creaciones que van a la par con esta tecnología, por ejemplo los sistemas de posicionamiento WIFI. La forma en que esto funciona es que todos los principales proveedores de servicios de geolocalización (Google, Apple, Microsoft…) están recopilando continuamente enormes cantidades de datos en puntos de acceso WiFi públicos y privados e identificadores de red (SSID).

También existe la ubicación por la red móvil, el rastreo de teléfonos móviles se usa normalmente cuando el posicionamiento GPS y WiFi no están disponibles, claro, la precisión disminuye a medida que las torres de telefonía móvil se distancian más, por lo que si se encuentra fuera del país, espere resultados menos precisos.

En conclusión, existen muchos servicios de geolocalización, pero no todos los servicios de son iguales, y ciertamente no todos usan los mismos algoritmos y/o usan exactamente las mismas bases de datos, ya que todos son propietarios. Debido a esto, los resultados suelen variar entre los navegadores que utilizan diferentes servicios de geolocalización.

  • Chrome utiliza la API de geolocalización de Google Maps.
  • Firefox usa la API de geolocalización de Google Maps.
  • Safari y todos los dispositivos iOS utilizan los servicios de ubicación de Apple.
  • Internet Explorer 9+ usa los servicios de localización de Windows.

En el caso de los dispositivo móviles, pues en Android y iOS (los principales sistemas operativos para móviles) apuestan por diversas opciones, una de las mas sonadas es el Google Now que se encuentra disponible en ambas plataformas, ofrece un localización bastante precisa y con cualidades amplias.

Hay muchas utilidades geniales que se les puede dar a todas estas tecnologías, pero sin duda alguna, ninguna tan importante como la de poder encontrar la tecnología con informática que hacen girar al mundo, comparte la información para que mas personas tengan acceso a ella.

Anímate y deja tu comentario